En Notaría Pública No. 91 contamos con más de 25 años de experiencia en servicios y trámites notariales. En esta oportunidad le explicamos qué es un contrato hipotecario.

Una hipoteca o contrato hipotecario es una forma legal en la que un deudor deja una propiedad, inmueble o algún otro bien, como garantía a un acreedor.

A través de ese contrato, el deudor se obliga a pagar el préstamo y, en caso de incumplimiento, el acreedor tiene el derecho de pedir que el bien que quedó como garantía sea vendido para pagarle lo adeudado.

Lo más común es que los contratos de hipoteca se realicen sobre terrenos o casas, sin embargo, se pueden crear sobre artículos de arte, vehículos y otros objetos.

Es importante señalar que los bienes hipotecados permanecen en poder del deudor mientras se resuelven los términos de la deuda. Es decir, que un deudor puede seguir viviendo en su casa, aunque la haya hipotecado, durante el periodo establecido para pagar su deuda.

Un contrato de hipoteca, esencialmente, debe establecer: Monto del préstamo, que debe ser menor al valor del bien hipotecado; Tasa de interés y plazo para pagarlo.